Mixología

La deshidratación en los alimentos

Desde épocas antiguas 

En la época neolítica hombres y mujeres que llevaban vidas nómadas acostumbrados a cazar y recolectar lo que encontraban a su paso se convirtieron en sedentarios formando comunidades establecidas alrededor de la agricultura y la exploración de técnicas para conservar alimentos en el mejor estado posible, una de las técnicas más utilizada fue la deshidratación.

La deshidratación

Consiste en extraer la mayor cantidad de agua de los alimentos usando calor en pequeñas cantidades para no dañar el producto. De las ventajas de usar esta técnica se encuentra la fácil manipulación de la materia prima, ya que reduce su peso y facilita su transporte.

¿Cómo deshidratar?

La manera más antigua y fácil de hacerlo es exponiendo las frutas o verduras sobre una reja al sol para eliminar la mayor cantidad de agua en ellos. Por las noches debes retirarlos para evitar la humedad, los cuidados que le des aseguran un mejor producto para tu conserva. También puedes hacerlo en el horno con resultados similares.

Por otro lado, los deshidratadores industriales utilizan temperaturas superiores (90º a 100º) lo cual es demasiado calor y debes voltear y revisar tus deshidratados cada cierto tiempo. De manera opcional puedes colocar una ligera capa de jarabe natural sobre las frutas o verduras frescas antes de deshidratar, así obtendrás un brillo muy atractivo en tus conservas.

Los alimentos que podamos deshidratar por mencionar algunos son carne, pescado, especias, frutas, verduras y flores, entre otros.

Cualquier fecha del año

Otra ventaja de la deshidratación es que puedes disfrutar tus frutas o verduras favoritas en cualquier fecha del año, gracias a su ausencia de agua permanecen en buenas condiciones y no pierden su sabor, incluso pueden consumirse después de meses, mientras menos agua tenga el deshidratado más tiempo permanecerá listo para comer.

Ventajas de deshidratar en casa 

Si cultivas alimentos, deshidratar es la mejor opción para ti, ya que te aseguras de consumir productos orgánicos sin edulcorantes o algun otro químico. Los alimentos deshidratados son perfectos como alimento entre comidas y una forma original de mantenerte saludable.

Gastronomía y coctelería 

En la gastronomía optan por usar esta técnica para conservar alimentos por más tiempo, pero también se presentan deshidratados en los platillos más finos, ya que conservan sus sabores de manera natural y aportan una sensación crujiente, así como sabor y aroma natural.

Mientras tanto en la coctelería son la elección de muchos cuando se habla de decoración y garnituras; además pueden ser utilizados como maridaje en acompañamiento del cóctel.